Domingo, 24 Octubre 2021

San José

Jaculatoria

San José, patrono de la vida interior, haz que sea dócil a las inspiraciones del Espíritu Santo.

Testimonio de la ayuda de San José

En mi parroquia cada primer sábado de mes a las 7 p.m. se celebra la misa por el trabajo, teniendo como intercesor al Sr. San José. Como es sabido de muchos, la crisis económica ha mermado a muchas familias inclusive ha hecho tambalear nuestra fe (hablo en mi caso personal) sin embargo no dejamos de creer y pedimos a Dios, a nuestra Santísima Madre María y al Sr. San José que aumenten nuestra fe. Retomando, apenas este primer sábado de mes toda la familia participamos de esa celebración y esa misma semana el trabajo empezó a mejorar.

Ave Josefina

En un viejo devocionario católico de los Padres Josefínos, se muestra la oración al Señor San José, o Ave Josefína, que pongo a su disposición:

Señor San José, dignísimo esposo de María, y padre virginal de Jesús; ruega por nosotros pecadores, ahora y en la hora de nuestra muerte. Amén, Jesús, María y José.

La envio hasta hoy ya que no localizaba dicho devocionario.

Saludos y bendiciones.

Fernando López

Oración a San José para la conversión de una persona

 

Santísimo San José, postrados en tu presencia venimos a suplicarte que alcances la paz del alma y la alegría a todos aquellos que se niegan en lo íntimo de su ser a escuchar la voz del Padre, a quien han abandonado, y viven sin el Amor en sus corazones. Te rogamos que intercedas ante tu Hijo amado para que, de modo especial, alcances la conversión de quienes nos son más queridos y que aún viven lejos de Dios.


Tú sabes que en realidad ellos buscan al Señor aun sin saberlo, porque buscan la felicidad. Pero Dios puede obrar de modo invisible en su corazón, hasta que caiga la venda de sus ojos y puedan reconocer libremente el amor que nos ha demostrado el Salvador al morir por nosotros en la Cruz, y así correspondan a la gracia sin resistencias y vuelvan a vivir en la amistad divina.


Piadoso San José, tú siempre llevas hacia Dios a todos los que acuden a tu patrocinio, alcánzanos la gracia de tu Hijo para que nunca desfallezcamos en la correspondencia a su amor y que, a pesar de lo miserables que somos, nuestras obras manifiesten a Dios, para que con nuestra oración, palabras y acciones, ayudemos a los demás a reencontrar el camino de la vida eterna. Amén

 

Esta oración fue enviada a Ver y Creer por Ana María Salvador

Jaculatoria diaria para antes de dormir

 

Oración diaria. Yo se las enseño a mis nietos antes de dormir.

Virginia Caballero

 

JESUS, JOSE Y MARIA SED LA SALVACION DEL ALMA MIA
JESUS, JOSE Y MARIA ASISTIDME EN MI ULTIMA AGONIA
JESUS, JOSE Y MARIA DESCANSE EN PAZ CON VOS EL ALMA MIA

Gracias a San José

Le doy gracias al Sr. San José por haberme permitido comprar mi casa, después de muchos pesares y tribulaciones.

Inicié la Caminata de la Encarnación y una de mis peticiones fue hacia el Sr. San José y se resolvió mi problema.

Gracias Señor San José.

Agadezco su intercesión

Sí, seguro San José es nuestro Santo Patrono. Yo soy seguidora de este santo y gracias a su intercesión he encontrado trabajo.

Oraciones al Dulce nombre de San José y por un alma del purgatorio

Oración al dulce nombre de San José:

Acuérdate San José, mi padre y señor, de la prontitud y diligencia con que acudías en servicio de Jesús y de María cuando te llamaban. Así también, date prisa en acudir en mi ayuda a la hora de mi muerte para que, ahuyentando al demonio, y arrepentido de mis pecados, exhale yo el último aliento protegido con tu intercesión y en los brazos de Jesús y de María. amén

Oración por un alma del purgatorio:

Amorosísimo San José, que tan tiernamente amaste a Jesús y tan vivamente sentiste la privación de su presencia cuando le perdiste en el templo, te encomiendo con todo fervor el alma de (se dice el nombre), que, lejos tal vez de la beatífica presencia de Dios, está ahora padeciendo en el purgatorio.

!Oh santo patriarca! sé su consuelo en aquel lugar de pena y expiación, dígnate aplicarle los piadosos sufragios de los fieles, particularmente los míos. Constitúyete su intercesor para con Jesús y María y rompe con tu poderosa oración sus cadenas, para que pueda abismarse en el seno de Dios y gozar cuanto antes de la felicidad eterna. Así sea.

Señor Jesús, Tú que por tu pasión dolorosa redimiste a todas las almas, a aquellas que están el purgatorio llévalas al Cielo por intercesión de la Virgen y San José.

Estas oraciones fueron enviadas a Ver y Creer por Ana Maria Salvador

Oración a San José en el Sagrario

José gloriosísimo, en ti sea bendito, alabado, ensalzado y glorificado el Santísimo Sacramento del altar. Ayúdanos a adorar al Señor en el Sagrario (o expuesto en la Custodia), tú, que con amor infinito llevaste en brazos, besaste, custodiaste, alimentaste y protegiste a Jesús, que con su Cuerpo y Sangre, Alma y Divinidad nos sustenta y fortalece, ayúdanos a imitarle en la piedad y devoción con que lo trataste aquí en la tierra, y a que, cuando lo recibamos en la Hostia Santa, lo adoremos en unión con María. Amén.

Esta oración fue enviada a Ver y Creer por Ana María Salvador.

San José, Día del Padre en varios países

¿Sabías que es por San José, que el Día del Padre se festeja el 19 de Marzo en otros países?

A pesar de que en la mayoría de los países festejan el Día del Padre el tercer domingo de Junio, hay algunos que lo festejan el 19 de Marzo por ser el día de San José.

San José constituye para todos los cristianos, una figura entrañable, a quién veneramos y admiramos, y vemos que con gran dignidad estuvo siempre al servicio y con fidelidad a su Hijo y a su Esposa.

Algunos de los países que festejan el Día del Padre el día de San José son:

Andorra “Día del Pare”

Bolivia, Honduras y España “Día del Padre”

Italia “ Festa del Papo”

Liechtenstein “Vatertag”

Macao, Portugal “Día do Pai"

Llevar una vida feliz y trascender

San José es luz a seguir. Es la razón por la que todos los hombres nos debemos sentir orgullosos de nuestra fe, de nuestra masculinidad, de nuestra función de esposos y padres. Lo que nos lleva a sentir, aceptar y comprender la bella responsabilidad de cumplir la misión, encomendada por Dios, con nuestra esposa y nuestros hijos, así como con la protección y seguridad que les debemos, basado todo en el amor a Dios, a ellos y a nosotros mismos. Seguir el ejemplo de San José es tener la certeza de llevar una vida feliz y trascender.

Saludos,

José Roberto Garza Garza.

Comparto esta oración, que cada momento que puedo converso y reflexiono con San José:

“Amadísimo padre mío Señor San José:
Confiando en el valioso poder que tienes ante la Santísima Trinidad y ante María tu esposa y nuestra Madre, te suplico intercedas por mí y me alcances estas gracias ( se le piden las gracias ) junto con María Santísima.
San José, con Jesús y María, vive siempre en el alma mía,
San José, con Jesús y María, asísteme en mi última agonía,
San José, con Jesús y María lleva al cielo el alma mía.
San José humildad,
San José pureza,
San José amor,
San José modelo de los amantes del Corazón de Jesús, ruega por nosotros”

En menos de 8 días, trabajo permanente

Leí su artículo y pedí por trabajo para mi hermano y en menos de 8 días tuvo la proposición seria de trabajo permanente.

Gracias a San José y gracias a ustedes por darme a conocer de su veneración.

Muy apreciado por Dios

El día 19 de Marzo es motivo de gran alegría, tanto aquí en la tierra como en el Cielo, para aquellos que, con la libertad de creer, creemos en Jesús, porque este día se recuerda a su papá adoptivo, San José. Día tan grande, porque grande es este santo por ser el custodio, padre, que formó, educó, y alimentó al Hijo de Dios.

Ese papel de padre adoptivo (o madre), es muy apreciado por Dios en tantos casos que, como San José, se encargan y adoptan como suyos a hijos que no son suyos, pero que de corazón lo son, por sus cuidados y amor que les donan. Hacen enternecer de amor a Dios.

Como este bienaventurado santo (como lo llama Santa Teresa), no se han encontrado ni se han dado otros de tal magnitud en la historia de la Iglesia. Esposo de María y enorme en la amistad de Dios.